Declaración de Artista

Mi inspiración nace de las texturas de lo terrenal y efímero entrelazadas con atmósferas espirituales y eternas.

Busco ser honesta en mi lenguaje. Trabajar desde lo más íntimo hacia lo evidente. Me mueve mi entorno, las emociones humanas, las texturas y los colores de la vida.

Mi obra es expresionista: porque pone en evidencia lo intuitivo, inmediato y puro.

Matérica: Porque utilizo diversos materiales, pinturas, pigmentos y texturas, incluso objetos encontrados.

Abstracta:  Por ser una interpretación de la realidad, modificada y filtrada por mis propias percepciones.

La mayoría de mis obras hablan de la belleza de nuestra Tierra y nuestro paso por ella, tanto en un plano físico como espiritual.